EN UN LUGAR DE LA MANCHA; quinta etapa de la ruta de Don Quijote

16 febrero, 2015 at 21:31

don-quijote-ruta

En un lugar de la Mancha de cuyo nombre no quiero acordarme, no hace mucho que vivía un hidalgo al que se llamó Don Quijote… Hace ahora cuatro siglos, Miguel de Cervantes estaba dando al mundo una de las grandes joyas de la literatura mundial. Su protagonista, Don Quijote de la Mancha, sería un prototipo literario íntimamente ligado a la tierra por la que discurren sus desventuras.

En varios artículos te vamos a ofrecer diferentes etapas de la ruta que te permitirá acercarte con profundidad para conocer al héroe literario y su tierra, La Mancha.

La Ruta de Don Quijote ha sido declarada por el Consejo de Europa Itinerario Cultural Europeo, el cuarto de España, tras el Camino de Santiago, el legado de Al-Ándalus y las Rutas de los Sefardíes.

Desde Albacete, el municipio más poblado de Castilla-La Mancha, y tras aprovechar en parte la plataforma de la línea férrea Baeza-Utiel, que nunca llegaría a inaugurarse, este itinerario se adentra en las frondosidades de la Sierra de Alcaraz, hasta los límites de Sierra Morena.

sierra-de-alcaraz

Antes de emprender camino, el viajero deberá descubrir alguna de las muchas sorpresas que le aguardan en Albacete, entre las que merecen destacarse la Catedral y el Museo Provincial con importantes secciones de arqueología, etnología, artes decorativas y prehistoria.

catedral-albacete

Resulta imposible hablar de Albacete sin hacerlo del producto más emblemático de su artesanía: los cuchillos y la navaja de Albacete, que se pueden encontrar en muchos comercios.

Desde aquí, el viajero emprenderá camino a Balazote, que debe su fama internacional al hallazgo en sus proximidades de una escultura considerada una de las obras cumbre del arte ibérico, denominada la “Bicha de Balazote”, que representa un toro en reposo con cabeza de hombre barbudo y que seguramente formaba parte de la decoración de un templo.

bicha-de-balazote

Avanzamos rumbo sur por las orillas del río Jardín, atravesando, antes de llegar a Robledo, dos zonas húmedas notables: la  laguna de Ojos de Villaverde y la del Arquillo.

En las proximidades de Alcaraz el viajero se encontrará con el Santuario de la Virgen de Cortes, importante centro de peregrinación. En su casco urbano, hay numerosas muestras arquitectónicas, como la iglesia de la Santísima Trinidad, la Plaza Mayor, la Lonja del Corregidor, la Torre del Tardón o la gran calle Mayor, con sus casonas blasonadas.

Santuario-Virgen-de-Cortes

Por último, a través de la Sierra de Alcaraz, llegamos a Bienservida, acercando al caminante en su recorrido hasta el balneario de Reolid, a orillas del río Angosillo, muy cerca de la micro-reserva protegida de la garganta fluvial del Estrecho del Hocino, refugio de la nutria, donde las tranquilas aguas de su balsa invitan permanentemente al baño.

Estrecho-del-Hocino

0 / 5 (0 votos)